lunes, 20 de febrero de 2012

Remedios caseros para la ansiedad

La ansiedad no es un buen amigo para nuestra vida. De hecho, muchas personas pierden sus trabajos o dejan de tener una vida normal por culpa de la ansiedad que, además, trae aparejadas algunas enfermedades psicosomáticas. Por eso aquí te daremos a conocer algunos remedios caseros para la ansiedad, que te pueden ayudar a cambiar tu vida

Remedios caseros para la ansiedad

Té de melisa

Uno de los más populares remedios para la ansiedad es el llamado té de melisa, que consiste en una infusión que posee propiedades relajantes. El problema de este remedio, eso sí, es que en algunos casos puede bajar demasiado tu ánimo e inducirte a una somnolencia. Por esta razón, dentro de los remedios caseros para la ansiedad, el té de melisa se recomienda principalmente para conciliar el sueño.

Valeriana

La valeriana es una raíz que también es bastante popular dentro de los remedios caseros para la ansiedad y, de hecho, está en la base de varios remedios naturistas destinados a actuar como calmantes o ansiolíticos. La receta casera utiliza 15 gramos de raíz de valeriana, los que se deben hervir en medio litro de agua. Una vez preparada la infusión debes tomar un vaso de ella antes de irte a dormir.

Avena

Otro de los remedios caseros para la ansiedad es una infusión que se realiza con tres cucharadas de avena hervidas en un cuarto de agua. La infusión se debe beber antes de las comidas. Ahora, si tu problema es que la misma comida te produce ansiedad entonces uno de los remedios caseros para la ansiedad que debes probar es una infusión con flores de la planta conocida como lúpulo. Las flores se dejan hervir en el equivalente a medio vaso de agua y después se debe colar la infusión cuando ya está tibia. Este remedio no lo debes ingerir por más de tres veces al día.

Tilo y Pasiflora

Otras infusiones que se cuentan entre los remedios caseros para la ansiedad son las que se hacen con hojas de naranjo, con tilo y con pasiflora (también llamada “flor de la pasión”) y que se caracterizan por generar efectos sedantes. También se consideran como parte de los remedios caseros para la ansiedad otros bebestibles como los jugos y zumos que se preparan con zanahorias, espinaca, perejil y remolacha.

Infusión para masajes

Como última recomendación de remedios caseros para la ansiedad aquí les indicaremos una preparación bastante especial y que no se ingiere. Se trata de una mezcla que se realiza con cuatro gotas de esencia de mandarina, 5 gotas de esencia de lavanda y 5 gotas de neroli azahar. A todo eso le agregas dos cucharadas de aceite de joroba y ¡listo!, ya tienes una mezcla que no es para beber sino para realizar un masaje relajante. Así es, debes tomar esta mezcla y realizar con ella masajes sobre el abdomen y a lo largo de la columna vertebral

Usa un tratamiento natural

Es bueno recordarte que es el médico de cabecera o el psiquiatra el que debe determinar el tipo de ansiedad que sufres. Esto ayudará a manejar de mejor modo el problema y, si bien existe en la farmacopea una serie de remedios ansiolíticos, tu médico podrá guiarte en un camino más naturista en el tratamiento de tu ansiedad e indicarte si eso es posible a partir de recetas como las que ya te indicamos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada