lunes, 20 de febrero de 2012

Remedios caseros para la artritis

Jenjibre

Dentro de las terapias naturistas se encuentra un tratamiento para la artritis que se inscribe en la fitoterapia, es decir, las terapias que usan como base plantas, hierbas, vegetales y sus derivados. En este caso nos referimos al tratamiento para la artritis con jengibre, que es un antiinflamatorio y analgésico natural muy efectivo para mitigar el dolor y los problemas que acarrea la artritis. El tratamiento para la artritis con jengibre consiste en beber dos vasos de agua diarios en los cuales se deben diluir dos cucharaditas de polvo de jengibre.


tratamiento natural para la artritis
Aceite de Casis

El casis es un tipo de grosella del cual se extrae un aceite. Dicho aceite también sirve como tratamiento para la artritis porque justamente posee propiedades antiinflamatorias y, tal como otros remedios naturales que sirven para el tratamiento para la artritis, no tiene los problemas que derivan de otros remedios que están compuestos por corticoides que pueden generar efectos secundarios debido a su composición hormonal.

Aceite de Borraja

Otro aceite que sirve para el tratamiento para la artritis es el que se extrae de la borraja, una verdura que contiene una buena porción de ácidos grasos esenciales como el gamma-linolénico, que es precisamente el que se requiere para ayudar a las articulaciones afectadas por la artritis (y que es la base de varios compuestos farmacológicos). La porción que se debe consumir de este aceite es el equivalente a 1000 mg.

Aceite de Onagra

Un tercer aceite que se suele usar en el tratamiento para la artritis es el de onagra, es una hierba que también es rica en ácidos grasos esenciales y que resulta muy efectiva para recuperar la movilidad y el alivio en las articulaciones. La dosis diaria que se debe ingerir de aceite de onagra es de 350 mg, las que deben ser mezcladas con el consumo de alimentos durante el día.

tratamiento para la artritis

Ajenjo

El ajenjo es otro de los secretos naturales para el tratamiento para la artritis que cumple una función similar al casis. Su composición rica en ácidos de tipo salicílico, clorogénico y ascórbico son el fundamento de su acción medicinal. El tratamiento para la artritis con ajenjo se lleva a cabo a través de una infusión de media cucharada de la planta de ajenjo seca en una taza de agua. Esta preparación se debe tomar tres veces al día.

Visita al doctor

Como se trata de una enfermedad bastante compleja, la artritis no debe ser dejada al simple azar o quedarse con estos consejos naturistas de tratamiento para la artritis. De todos modos, en la consulta al médico es posible encontrar a muchos especialistas que prefieren las terapias naturistas debido a lo que ya indicamos anteriormente y es que se evitan efectos secundarios que pueden producir las sustancias esteroides que contienen algunos remedios farmacológicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada